Revolution Light (I)

El mes pasado tuve la enorme suerte de poder asistir al «Revolution Light» de Sevilla. Se trata de un workshop (queda más profesional que taller) organizado e impartido por 4 grandes fotógrafos pero todos muy diferentes entre sí, con lo que la cantidad de información que se maneja en esos Revolution Light es impresionante. El taller (ahora ya si lo pongo en la lengua de Cervantes, que es bastante mas bonita y rica que la de Shakespeare) se imparte en dos intensos días: en el primero cada fotógrafo imparte una ponencia de unas 2 horas de duración en la que explican su método de trabajo y su forma de entender la fotografía. Ese día salí pletórico por todo lo que había aprendido, pero lo mejor estaba por llegar, y es que el segundo día del taller consiste en CUATRO sesiones fotográficas en grupos muy reducidos (4 o 5) de la mano de cada uno de los organizadores y con unos-as estupendos-as modelos.

Otro factor importante son los participantes en el taller. Había gente de todo tipo y de distintas procedencias, con muy buen nivel y sobre todo con un buen rollo impresionante. En estos talleres no sólo aprendes de los profesores, de los compañeros se aprende muchísimo también. Quiero mandarles un cariñoso saludo a mi amigo Lolo, Juan Justo, Gonzalo de la Iglesia y Javier  Martínez; mi grupo de las sesiones del segundo día, con el que me lo pasé genial.

Los ponentes del Revolution Light son: Horacio Arriaza, Leandro Crespi, Javier García-Rosell y Rolan Dan. Es imposible contar el taller en una sola entrada, por lo que voy a dividirlo en 4 entradas, una por fotógrafo.

Empezaré hablando sobre Horacio Arriaza. Este fotógrafo de Trebujena (Cádiz), es especialista en fotografía de bodas. Suele trabajar sin flash, con una 5D markII (aunque ahora creo que se ha cambiado a Nikon). Su forma de trabajar me llamó mucho la atención porque se basa en la improvisación total. El va con una pareja a un sitio que no conoce, busca la mucha o poca luz disponible y da rienda suelta a lo que le pide el cuerpo en ese momento. Tiene una sensibilidad especial para captar momentos irrepetibles. Gran parte de su éxito y de las fotos espectaculares que consigue se debe a su absoluta conexión empática con la pareja que está fotografiando y a su forma de comunicarse con ellos. He de decir que para mí fue la sesión más dura de las 4 porque nos llevó a un pasillo donde apenas había luz. Para una 5D no hay problemas en esas condiciones, pero mi 60D (aunque estoy mu contento con ella) sufrió bastante. Os dejo algunas de las fotos que hice en la sesión de Horacio con una pareja espectacular: Ana y David

Esta entrada fue publicada en PERSONAL, Sin categoría y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Revolution Light (I)

  1. maria del carmen carrasco rivero dijo:

    Tino,me parece un trabajo fantástico,espero que pongas más entradas y que vayamos viendo tus trabajos.
    Un saludo, mari carmen carrasco

  2. Lolo dijo:

    ¡Estupendas fotos Tino! Totalmente contigo en tu opinión sobre el Revolution Light. Lo pasamos como enanos 🙂

  3. Wow, muchas gracias por las palabras que me dedicas amigo, me alegra muchísimo que te fuera productivo el Revolution Light, y Tambien aprendieras algunos tips en mi ponencia y sesión 🙂

    Un abrazo muy fuerte compadre.

    P.D.: las fotos geniales, y tampoco he notado mucho que tu 60D sufriera mucho por los resultados que veo. mmmm ah, si, me pase a nikon 😉

  4. gonzalodelaiglesia dijo:

    Buenísimas las fotos Tino!! Ya las estaba esperando jejeje

    Repito lo dicho por Lolo, nos lo pasamos genial! Y lo más importante, no sólo aprendimos una barbaridad, sino que además nos llevamos a casa un buen puñado de amistades.

    Nos vemos pronto! 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *